Noticias

Aceleran el arreglo de la desaladora de la Bahía de Palma por temor a los cortes de agua

Aceleran el arreglo de la desaladora de la Bahía de Palma por temor a los cortes de aguaEl arreglo de las nueve líneas de la desaladora de la Bahía de Palma convocado por el Govern balear se queda en casa, sin necesidad de buscar a nadie ajeno al funcionamiento de esta infraestructura vital para garantizar el suministro de agua a la capital balear en plena temporada alta. La misma empresa concesionaria en noviembre de 2015 del contrato de adecuación de estas instalaciones a la normativa, denominada Degremont, SAU por un importe de 240.124 euros más IVA, es la que ha ganado el concurso convocado por el Govern para el arreglo de la totalidad de las líneas de desalación de la capital balear.

Esta continuidad de contratos es la que ha permitido al conseller de Medio Ambiente, Agricultura y Pesca, el nacionalista Vicenç Vidal, garantizar públicamente el abastecimiento de agua a la Bahía de Palma en un año de prealerta por sequía y de máxima afluencia turística para los meses de temporada alta. Una situación que ha obligado a la Empresa Municipal de Aguas y Alcantarillado (Emaya) a elaborar un plan de sequía para hacer frente a posibles problemas por falta de suministro.

Para que ello no suceda era clave que las 9 líneas de la desaladora estuvieran a pleno rendimiento y suministren a la capital balear los 1,2 millones de metros cúbicos solicitados por Emaya, cosa que hasta la fecha no ha sido posible por las tres líneas que hasta mayo estuvieron fuera de uso. Se prevé que a principios de julio la infraestructura hidráulica esté a su máximo rendimiento.

No será hasta entonces cuando la desaladora de Palma en un año marcado por el escaso índice pluviométrico puede suministrar los casi 65.000 metros cúbicos de agua diarios necesarios para garantizar el suministro a los miles de turistas y 400.000 residentes de la capital balear.

Mientras eso no suceda, y más allá de las declaraciones públicas del conseller de turno, ni turistas ni residentes, podrán estar tranquilos porque este año con la capacidad de los embalses y pozos a Palma no le basta. Por ahora la situación de prealerta decretada por Emaya contempla medidas preventivas y voluntarias para reducir el consumo de agua y mejorar la gestión.

Cualquier contratiempo o improvisación en el mantenimiento de la desaladora podría haber tenido consecuencias nefastas para la principal fuente de ingresos de los palmesano.

Pero su gestión quedará en las mismas manos que hasta ahora. En febrero de 2016 Degremont SAU cambió su razón social en España y pasó a denominarse Suez Treatment Solutions, SAU. Ha sido bajo ese epígrafe cuando resultó adjudicataria el pasado 9 de junio del concurso convocado por la Agencia Balear del Agua (Abaqua) del expediente de contratación de las obras para la puesta en funcionamiento de la totalidad de líneas de producción de la estación desaladora de agua de la Bahía de Palma por un importe ahora de 856.066 euros, IVA excluido. Es llamativa la escasa diferencia de precio resultante entre el importe de licitación del concurso convocado por la administración autonómica el pasado 30 de abril, 860.163 y el importe final de la adjudicación. Apenas 4.000 euros de diferencia.

En teoría, según figura en la resolución firmada por el director general, el socialista Antoni Garcías, «por ser globalmente la oferta más ventajosa de acuerdo con los criterios de adjudicación del contrato» previsto en los pliegos de bases que regían esta licitación.

No fue hasta ese 9 de junio cuando este organismo dependiente del Govern notificó la resolución al adjudicatario y le requirió que presentara la garantía definitiva y la documentación exigida en el concurso.

A fecha de hoy aún quedaba por adjudicar el contrato menor de asistencia técnica para mejorar la coordinación de seguridad y salud de las obras del proyecto, cuyo plazo de licitación para presentar las preceptivas ofertas acabó la semana pasada, en concreto, el pasado 14 de junio.

«Una vez se haya adjudicado, se firmarán ambos contratos y las obras podrán empezar», según la nota de prensa remitida por el Govern balear el pasado 13 de junio. La administración autonómica salía así al paso de la confusión creada por la adjudicación de este contrato y la ejecución de las obras de reparación en marcha.

Al ser la misma sociedad la que realiza las obras Abaqua sortea la Ley de Contratos del sector público que impide iniciar la ejecución de un contrato sin su previa formalización.

Lo más llamativo del caso es que el Ejecutivo autonómico le adjudica unos trabajos para la puesta en funcionamiento de las nueve líneas de la desaladora durante un periodo de 10 meses.

No obstante desde Abaqua se aseguraba en ese mismo comunicado que hasta esa fecha «ya se han podido poner en marcha siete». Quedan por tanto solo dos para que esta infraestructura funcione a su máximo rendimiento y capacidad de explotación.

No obstante el concurso de casi un millón de euros (IVA incluido) se le ha adjudicado al contratista como si todas estuvieran fuera de servicio. Una realidad que a tenor de las declaraciones realizadas a lo largo de este primer año de legislatura por el conseller nacionalista Vicenç Vidal, era una realidad bajo el Govern del popular, Jose Ramón Bauzá, para ahorrar el alto coste energético de esta instalación.

Se da además la circunstancia de que la misma empresa adjudicataria Suez Treatment Solutions, fue la concesionaria el pasado 19 de abril del contrato de suministro, instalación, reparación y puesta en servicio de los variadores de frecuencia para la captación de la desaladora de Palma, con un importe de adjudicación de 67.728 euros más IVA y un plazo de ejecución de dos meses. Ninguno por tanto tan suculento como el que este organismo público de Medio Ambiente le ha desembolsado ahora.

Fuente y fotografía: El Mundo

22 junio, 2016

Sobre el autor

Hidroblog


QUIÉNES SOMOS

Hidroblog.com es una web para los profesionales del agua. Informamos sobre sostenibilidad, ciencia, economía circular, medioambiente y naturaleza.

Hidroblog.com es un proyecto de Vegueta Ediciones S.L., sello editorial con sede en Barcelona y Las Palmas de Gran Canaria, y cuenta con la colaboración de la agencia Beople Social Media Consulting.

Newsletter

TWITTER
OTROS BLOGS